Pioderma gangrenoso

23-04-2018

pioderma gangrenoso

El pioderma gangrenoso es una dermatosis poco frecuente que ocasiona la aparición de heridas de amplia extensión y llegan a provocar gran dolor. Su localización más frecuente es en las piernas. Su etiología es desconocida, es decir, no se sabe exactamente cuál es la causa de este trastorno. Lo que sí sabemos es que, las personas que padecen enfermedades de base, como por ejemplo, la enfermedad intestinal inflamatoria o la artritis reumatoide, tienen mayor riesgo de sufrir el pioderma gangrenoso. En ocasiones, esta enfermedad puede aparecer o seguir al mismo tiempo que la enfermedad sistémica de base que presente el paciente. Estas úlceras se desarrollan rápidamente y requieren un tratamiento adecuado.

Síntomas de la pioderma

El adjetivo gangrenoso hace referencia al progreso de la herida, ya que suele presentar zonas necróticas debido a la destrucción del tejido. En el comienzo del pioderma gangrenoso suele aparecer una pequeña tumoración en la piel similar a la picadura de un insecto. Poco tiempo después aparecen las úlceras necróticas con el borde violáceo. Puede aparecer de manera espontánea o provocado por algún traumatismo. Sin tratamiento puede convertirse en una herida extensa y dolorosa.

Causas de la pioderma

Como hemos adelantado anteriormente no se sabe exactamente por qué se produce el pioderma, pero se asocia a enfermedades autoinmunitarias. Otros estudios afirman que puede tener un componente genético. Aunque no sepamos claramente las causas de su aparición, sí podemos hablar sobre los factores de riesgo que influyen en su inicio:

  • Edad y sexo. Se suele producir en personas de 40-50 años, aunque puede aparecer a cualquier edad siendo algo más frecuente en mujeres que en hombres.
  • Tener una enfermedad intestinal inflamatoria (EII): Personas con enfermedades como la enfermedad de Crohn, colitis ulcerosa, cualquier patología del tubo digestivo, etc.
  • Artropatías: Enfermedades como por ejemplo la artritis reumatoide, espondiloartritis, etc.
  • Cáncer sanguíneo: Esta enfermedad aumenta el riesgo de padecer el pioderma.

Complicaciones de la pioderma

pioderma gangrenoso

  • Infección
  • Cicatrización
  • Dolor intenso e incontrolado
  • Pérdida de movilidad y depresión

El empeoramiento de las lesiones tras la realización de una biopsia cutánea o el desbridamiento cortante del tejido necrótico también es típico. Esta hiperreactividad se denomina "fenómeno de patergia".

Caso clínico Pioderma Gangrenoso

Paciente de 78 años acude a consulta por herida en maléolo interno pierna izquierda.

Antecedentes personales:

  • Exfumador
  • Ca. de vejiga urinaria en seguimiento por urología.
  • Ingreso en agosto de 2012 para RTU programada para descartar recidiva. No se haya malignidad en la biopsia.
  • Fractura de rotula izquierda con tromboflebitis de muslo como complicación. Tras ello síndrome posflebítico y SIC diagnosticadas por cirugía vascular.
  • Estudiado por sincopes en 1997 y 2008 sin datos de cardiopatía. 
  • Perforación timpánica dcha. en 1998
  • Anemia ferropénica con componente de trastornos crónicos

Úlceras crónicas en MMII:

  • En 1995 injerto por cirugía plástica
  • En 2000 ingreso en hospital de referencia en servicio vascular, obstrucción de arteria poplítea proximal y se realiza bypass femoropoplíteo. Obstrucción de este en 2003, se deciden tratamiento o con antiagregación y pentoxifilina.
  • En 2010 ingreso en dermatología por úlcera en tercio distal de pierna izq. evidenciando osteomielitis crónica (tratada y seguida por servicio infecciosos)
  • Colonización de herida por pseudomonas y estafilococo
  • Eccema microbiano
  • Granuloma anular en dorso de las manos en 2016

Medicación actual:

  • Valsartan 10 (1 - 0 – 0)
  • Clopidogrel (Plavix) (1 - 0 - 0)
  • Simvastatina 10 (1 - 0 – 0)
  • Omeprazol 20 (1 - 0 - 0)
caso clínico pioderma gangrenoso
caso clínico pioderma gangrenoso
caso clínico pioderma gangrenoso
caso clínico pioderma gangrenoso

Mejoría de la lesión y reducción del tamaño de la lesión con zonas de cicatrización

Acude a consulta el 10-03-2017. Realizamos Doppler (palpación de todos los pulsos) e ITB normal.

Tratamiento: Ozonoterapia y cura húmeda

Hay que tener en cuenta que los piodermas gangrenosos responden muy bien a corticoides.

Muy buena evolución del pioderma gangrenoso, el cual ha respondido muy bien al tratamiento realizado, desapareciendo placa necrótica, conservada piel perilesional con AGHO en formato oíl. Y en la actualidad avanzando al cierre de la lesión, reduciendo casi un 40% de la lesión inicial.

El pioderma gangrenoso se presenta típicamente con la aparición de pústulas eritemato-violáceas únicas o múltiples que progresan rápidamente a úlcera necróticas con borde violáceo infiltrado.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia. Al continuar navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies aceptar